Renuncian 58 directores de centros de salud de El Alto por conflicto con el Gobierno

0
91

La información fue confirmada por el secretario ejecutivo del Sindicato de Ramas Médicas de El Alto (Sirmes) de El Alto, Daniel Casas, en una rueda de prensa, aunque no detalló los nombres de los profesionales que asumieron esa medida.

“Esta mañana (por ayer), ya 58 directores de centros de salud de El Alto han presentado su renuncia a sus cargos y han pedido volver a las bases. Los jefes de programa y de servicio de los hospitales de segundo y tercer nivel también están presentando su renuncia en el transcurso del día, son aproximadamente 40 jefes”, señaló el dirigente.

A 26 días de la huelga indefinida impulsada por los médicos del país, la crisis de salud se agrava. El Gobierno endureció este lunes su posición frente al prolongado paro médico en el sector público y de la seguridad social tras retirar su oferta de modificar el decreto de regulación del sector.

Además, definió una verificación de control en los diferentes nosocomios que derivará en el despido de quienes dejaron de trabajar, a lo que se suma la amenaza de descuentos por 17 días hábiles no trabajados desde el jueves 23 de noviembre.

El sector en conflicto rechaza al decreto de creación de la Autoridad de Fiscalización y Control de la Seguridad Social de Corto Plazo y los Subsectores Público y Privado de la Salud (D. S. 3385) que, entre otros aspectos, regulará los aranceles en el sector privado.

El presidente Evo Morales se refirió al asunto y dijo que algunos de los impulsores de la protesta desvelan sus afanes políticos con posiciones como la exigencia de renuncia de la ministra de Salud, Ariana Campero. “No se maneja así a las bases, con engaño y mentira”, insistió y demandó a los movilizados retornar a sus fuentes de trabajo.

No obstante, los profesionales en salud anuncian la radicalización de sus protestas y en los próximos días determinarán, si es necesario, una “renuncia también de todos los profesionales y no solo de los jefes de servicio” para “poner su cargo a disposición” de las autoridades pertinentes.

El presidente del Colegio Médico de Bolivia, Aníbal Cruz, había anticipado el viernes la renuncia colectiva de los médicos especialistas y el incremento de los piquetes de huelga de hambre, que ya empezaron con un grupo de médicos en instalaciones de la Facultad de Medicina de La Paz.

Este lunes, otro grupo de galenos se instaló en el Hospital Boliviano Holandés de El Alto y hay un tercer piquete, esta vez de trabajadoras sexuales y personas con Virus de la Inmunodeficiencia Humana (VIH), que ubicaron su protesta en el Centro de vigilancia, información y referencia (CVIR).

“Como pacientes de VIH estamos apoyando a los médicos porque necesitamos la atención. Nos encontramos en emergencia, necesitamos atención”, dijo una de las huelguistas. En contrapartida, víctimas de negligencia médica instalan huelgas en contra de los médicos en Santa Cruz.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here